Un año más acudo puntual a la cita, este año con un día soleado en una Barcelona revuelta. 

Un Sant Jordi, desgraciadamente, un poco politizado, pero en el que las calles han estado como cada año repletas de gente.

IMG_1782.jpg
IMG_1778.PNG
IMG_1779.PNG